Asistencia al viajero & Seguros de viaje

5 destinos para viajeros foodies

Para los amantes de la cocina y los curiosos que buscan descubrir nuevos mercados y lugares donde comer, les dejamos estos destinos recomendados para un viaje perfecto.
Los principales destinos gastronómicos del mundo prometen un mundo de sensaciones difíciles de olvidar, tanto en famosos restaurantes como en puestos callejeros. Los imperdibles y qué probar en cada uno de ellos.
Pero primero ¿qué significa “Foodie”?¿Qué es “ser foodie”?

Foodie es un término inglés informal para una clase particular de aficionados a la comida y a la bebida.
Un viajero foodie es aquel que sabe cuál es el ranking de los 10 mejores restaurantes del mundo; sigue en las redes sociales a cocineros,en los viajes visita más restaurantes que puntos de interés; y vuelve con la maleta llena de latas de conservas con comidas típicas del lugar como un regalo mas!.
No debe confundirse a un foodie con un “gourmet”: estos últimos son personas de gusto refinado, y la mayoría de las veces, críticos culinarios o profesionales de la industria.
Hay Foodies, especializados en hamburguesas en Argentina.
Checklist de los diferentes Foodies alrededor del mundo:

1- Roma

La cocina italiana es una delicia, pero un piamontés dirá que no come igual que un siciliano y viceversa.
[supsystic-gallery id=9 position=center]

  •  Roma es ideal para los que quieren conocer un poco de todo: allí confluyen la comida del sur, del centro y del norte. Además, los foodies deberían rendirle honor a esta ciudad, ya que de allí es oriundo el primer gourmet de la historia: Marco Gavio Apicio, quien se destaco  en cocinar platos extravagantes.
  • No.Au: es tendencia en Roma. A medio camino entre un bistrot, una cervecería y una vinería, sus cocineros Gabriele Bonci y Teo Musso. El nombre de local resume su enfoque: natural, orgánico, alimento, humano. Esto significa cervezas artesanales, vinos biológicos y productos de cercanía.
  • La Taverna di Lucifero:  se encuentra cerca de la Plaza de Campo de’ Fiori, uno de los ejes de la vida de la ciudad. Su carta se centra en especialidades de Piamonte: la trufa de Alba se sirve de octubre a marzo con pasta fresca, huevos, tartar y con la fondue de queso, el plato estrella, preparada según la versión piamontesa –con queso fontina, leche y huevos– o suiza –con queso emmental y gruyere–, vino blanco y kirsch.   Aconsejo que pidan también la fondue de chocolate –negro o con leche–, que se acompaña con galletas, pan, merengues y fruta
  • Pastificio San Lorenzo: se encuentra en el barrio universitario de San Lorenzo y mezcla los genes de un bistrot con los de un restaurante de cocina tradicional. Hay muchas tapas españolas: pequeñas raciones de anchoas del Cantábrico empanadas y fritas, chips cacio y pimienta, focaccia, ‘supplì’ al teléfono –croqueta de arroz cuyo relleno de mozzarella se deshace en hilos al morderla, de allí la referencia al teléfono– y una copa de vino. Todo por 10 euros!.

2- Tokyo


A los japoneses les encanta comer, y esto se puede comprobar en la gran cantidad de restaurantes desparramados por toda la ciudad, de diferentes presupuestos y abiertos durante todo el día.
Los japoneses, y en particular los que viven en Tokyo, tienen la costumbre de comer mucho fuera de sus casas. Existen una gran variedad de menúes, variados y baratos.
Al mediodía se puede pedir el “teishoku” o menú del día, que consisten en unas bandejas que incluyen una sopa, arroz, alguna opción de carne o pescado, verduras y un postre. Después de terminar la jornada laboral, es muy común verlos tomando un sake con aperitivos en los restaurantes, bares, karaokes, o en las famosas tabernas izakaya . Estas últimas son algo difíciles de encontrar porque se encuentran ubicadas en los pisos superiores de los edificios. Vale la pena preguntar a los tokiotas y conocer estas tabernas típicas japonesas.

3- Nueva York

Conocer la cocina del mundo en una sola ciudad: esa es la posibilidad que da Nueva York.
En la gran manzana hay excelentes restaurantes de comida italiana, china, india, japonesa; la que al foodie se le ocurra.
Para comer un sándwich al paso, o mejor dicho “el” sándwich al paso, la mejor idea es ir a Parm. Tiene cinco sucursales y también ofrece un típico menú italiano con pastas, ensaladas, meatballs y diferentes variedades de Parmigiana, una especie de lasaña de berenjenas.
A la hora de la cena, Buddakan es el lugar para los que quieren una experiencia lujosa . Se especializa en cocina asiática y es famoso porque el restaurante apareció en una parte de Sex and the City: el compromiso de Carrie y Big. 
En cuanto, a  los mercados, el Chelsea Market es increíble, hay de todo para comer: heladerías, panaderías, pescados, siempre con opciones para llevar o disfrutar. Si queres comprar y a la vez visitar un restaurant, la visita  es Eataly. Es inmenso para recorrer, venden todos los ingredientes de la cocina italiana y también hay varios spots para comer: el sector de la heladería, un patio cervecero en la terraza, un café y mas restaurantes.
Y los clásicos: Katz’s, famoso por famoso  film “Cuando Harry conoció a Sally”; y también a todos los amantes de los cupcakes y muffins.
[supsystic-gallery id=10 position=center]
 

4- Barcelona

Esta ciudad espunto de encuentro de diferentes culturas, la gastronomía catalana recibió influencias de diferentes costumbres y tradiciones que le dan un toque único.
Se pueden encontrar los mejores restaurantes con una amplia variedad de sabores, desde comida catalana hasta regional española e internacional. Además de opciones para todos los gustos y antojos, también hay para todos los bolsillos.
Una visita obligada para los foodies es el Mercado de La Boquería, en donde se pueden ver puestos de pescados y mariscos, frutas y verduras, carnes, jamón serrano, quesos y tapas. Es la gloria a nivel gastronómico los diversos puestos para probar mariscos y frutas.
Para los que les gustan encontrar tesoros insospechados, nada mejor que caminar por las calles del Raval, el Born, Grácia y la Barceloneta en busca de bares de tapas y restaurantes.

5- París

Si tenemos en cuenta que la cocina francesa es la más reconocida del mundo y la madre de la gastronomía occidental, en el listado no podía faltar París.

  • En cuanto a los mercados, el Marché des Enfants Rouges es el más antiguo de la ciudad y uno de los más codiciados.
  • Algunos platos para pedir en los restaurantes parisinos son: patas de rana, caracoles, tartare de carne, magret de pato, tartiflette, foie de veau y blanquette de veau. A la hora de los dulces, los macarons de La Maison Laduree son los más famosos de la ciudad.
  • Pierre Hermé: Sus boutiques son de diseño futurista y de visita obligada para los golosos, ya que venden todo tipo de delicias dulces, siempre de impecable presentación.
  • Boulangerie palermitana CocuEmpezaría por los quesos, probar un poco de camembert, brie, rebleusson y todo tipo de queso de cabra

 

×